¿QUÉ OPINAS…?

 TEXTOS ESCOGIDOS DE LOS ILUSTRADOS ACERCA DE…

Del derecho del más fuerte

El más fuerte nunca lo es bastante para dominar siempre, sino muda su fuerza en derecho y la obediencia en obligación. De aquí viene el derecho del más fuerte; derecho que al parecer se toma irónicamente, pero que en realidad está erigido en principio. ¿Habrá empero quien nos explique que significa esta palabra? La fuerza no es más que un poder físico; y no sé concebir que moralidad pueda resultar de sus efectos. Ceder A la fuerza es un acto de necesidad y no de voluntad; cuando más es un acto de prudencia. En que sentido pues se considerará como derecho?

Supongamos por un momento este presunto derecho. Tendremos que solo resultará de él una confusión inexplicable; pues admitiendo que la fuerza es la que constituye el derecho, el efecto cambia con la causa: toda fuerza que sobrepase a la anterior impondrá su propio derecho. Desde el momento en que se pueda desobedecer, será legítimo hacerlo: y teniendo siempre razón el más fuerte, solo se trata de hacer de un modo un otro llegar a ser el más fuerte. Según esto, ¿en que consiste un derecho que se acaba cuando la fuerza cesa? Si se ha de obedecer por fuerza, no hay necesidad de obedecer por deber; y cuando a uno no le pueden forzar a obedecer, ya no está obligado a hacerlo. Se ve pues que esta palabra derecho nada añade a la fuerza: aquí  no significa nada en absoluto.

Obedeced al poder. Si esto quiere decir, ceded a la fuerza, el precepto es bueno, aunque del todo inútil; y respondo que no será jamás violado. Todo poder viene de Dios, es verdad: también vienen de él las enfermedades; ¿se dice por esto que esté prohibido llamar al médico? Si un bandido me sorprende en medio de un bosque, ¿se pretenderá acaso que no solo le dé por fuerza mi bolsillo, sino que, aun cuando pueda ocultarlo y quedarme con él, esté obligado en conciencia a dárselo? pues, en definitiva, la pistola que el ladrón tiene en la mano no deja de ser también un poder.

Convengamos, pues, que la fuerza no constituye derecho, y que no se está obligado a obedecer a los poderes legítimos.

  El contrato social, 1762, JEAN-JACQUES ROUSSEAU

Responde a la siguiente cuestión sobre el texto de Rousseau:

Comenta en el blog, de forma razonada, si en la actualidad siguen siendo válidas o no las ideas que el autor expone en este fragmento. Expón un ejemplo que avale tu razonamiento. (No más de siete líneas)

 

Esta entrada fue publicada en Literatura neoclásica, Literatura Universal, OPINIÓN DEL ALUMNO., Retos del trimestre, TEXTOS PARA LEER Y DEBATIR. Guarda el enlace permanente.